• Limpia y abrillanta superficies salpicadas durante el proceso de cristalización
  • Elimina las manchas ocasionadas en rodapiés, puertas, muebles de madera, muebles metálicos, etc.
  • Modo de empleo: Frotar con un paño impregnado de Rodaclean hasta eliminar las salpicaduras ocasionadas en el proceso de cristalización. Una vez eliminadas las manchas obtendrá un acabado brillante y duradero